Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

LideR.ES

Lunes, 20 de febrero de 2017 | Víctor Meseguer

“Crear un negocio fuerte y construir un mundo mejor no son metas contradictorias: ambas son ingredientes indispensables para el éxito a largo plazo”- William Clay Ford Jr, Ford Motor Company.


Las iniciativas de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) responden a una nueva cultura de los gobiernos, empresas y organizaciones que reconocen como su principal activo a las personas que colaboran y comparten el conocimiento, dando nuevos espacios a la acción e innovación. La RSC bien entendida representa una actitud de mejora en las relaciones con aquellos que te rodean. Las empresas pueden mejorar sus relaciones con sus clientes, sus trabajadores, sus proveedores o el medio ambiente, y en la medida en que lo consigan serán más eficientes, competitivas y rentables. Un poco menos de beneficio este año para repartir a los accionistas puede suponer una inversión en activos tan importantes como las personas, la marca o la reputación, que generará un gran beneficio a largo plazo. Es la rentabilidad de ser generoso para hacer más grande la tarta y hacer posible una redistribución de la riqueza más justa.


La RSC no solo representa una aspiración de buena imagen o de optimización del beneficio, sino un estilo transparente de gestión de los recursos que garantice los resultados (económicos, políticos, sociales…) esperables, siguiendo el principio económico del beneficio mutuo, el principio jurídico de respeto a los derechos de los demás (individuales y colectivos) y el principio ético de preservación de los recursos naturales no renovables, patrimonio de las generaciones futuras.

 

Son los propios mercados financieros lo que promueven índices de sostenibilidad como el Dow Jones Sustainability Indexes o el FTSE4 Good para añadir criterios de sostenibilidad a los tradicionales criterios de rentabilidad para elegir sus inversiones. La responsabilidad social cotiza directamente en estos índices que a su vez repercuten en las cotizaciones bursátiles. Los líderes políticos del “apartheid” en Sudáfrica no contaron con que en algunos de los grandes inversores norteamericanos había muchos accionistas afro-americanos que al retirar sus inversiones contribuyeron a la caída de ese régimen político. En España, las empresas del IBEX 35 constituyen un ejemplo del grupo de empresas que, a nivel mundial, han modificado sus políticas medioambientales y sociales para formar parte de estos índices y transmitir al mercado un signo de confianza, de excelencia, de competitividad, de visión a largo plazo y de reputación empresarial.

 

Por todo ello, una buena noticia para nuestra Región es la puesta en marcha de la sección LideR.es en MurciaEconomía. Todos los lunes compartiremos con ustedes historias de aquellos líderes empresariales que han hecho de la Responsabilidad Social Corporativa una hoja de ruta a la excelencia.
En la inmensa mayoría de los casos, lo que las empresas desarrollan a través de la RSC, es una estrategia preventiva donde el punto de mira, más que hacia beneficios, apunta hacia cómo evitar los riesgos. La irresponsabilidad puede acabar pasando factura y, algunos, prefieren evitar este trago: costes de imagen e impacto sobre la marca, responsabilidad civil y/o penal...


En mi opinión, el siguiente paso consistiría en adentrarse en un modelo de negociación ganar-ganar donde construir y conservar relaciones a largo plazo con los grupos de interesados, incorporando de verdad sus intereses y expectativas, es el mejor camino para maximizar los resultados. ¡Qué bonito! ¿Verdad? Sólo hay un problema: las posiciones e iniciativas de las partes interesadas hay que analizarlas en un contexto dominado por la verticalidad y las asimetrías del poder y, consiguientemente, no hay futuro sin generosidad.  


Estos últimos serán los invitados a esta sección: los empresarios líderes en responsabilidad, aquellos que establecen relaciones a largo plazo con sus grupos de interés. Emprendedores que hacen de la colaboración virtud.  Ellos son nuestros héroes anónimos y cotidianos y queremos que Vds. queridos lectores, conozcan su día a día cargado de generosidad, ilusión y acierto.  Su apuesta por la estrategia ganar-ganar no es fácil, dos personas pueden no cooperar incluso si en ello va el interés de ambas. La estrategia ganar-ganar no siempre es la estrategia dominante. La que mejor funciona depende directamente de qué estrategia estén usando los demás y, particularmente, de si tal estrategia deja espacio para el desarrollo de la mutua cooperación. Sí, hablamos de la “Teoría de los Juegos” (popularizada en la película “Una mente maravillosa” inspirada en la vida del matemático y premio Nobel John Forbes Nash y su lucha contra la esquizofrenia paranoide). En la película hay una escena donde Nash está con sus amigos en un bar y observa sus reacciones cuando aparece una rubia muy atractiva. Analizando la rivalidad que se crea entre ellos, encuentra el germen de la idea que andaba buscando: el equilibrio de Nash. Aplicado al tema que nos ocupa, la conclusión sería la siguiente: Si cada cual (político, empresario o ciudadano) se deje llevar por el propio egoísmo, el camino hacia la responsabilidad es muy peliagudo (excepto si lo encuadramos en parámetros de pensamiento mágico o tiramos de Adam Smith). Es decir, la ausencia de corresponsabilidad hace prácticamente inviable la responsabilidad ¿Qué cómo acabó lo de “La Rubia”? No le eche morro y alquile la película en el video-club más cercano.


Esta sesión nace con el objetivo de dar visibilidad a los líderes de la RSC no sólo en el ámbito de las empresas sino también de las organizaciones no lucrativas, administraciones públicas, profesionales y sociedad en general. Es imposible exigir a las empresas si los ciudadanos no cumplimos, si los gobiernos no cumplen. Además, ¿Por qué las empresas tienen que ser más responsables que los demás? Hay vasos comunicantes entre la responsabilidad ciudadana, política y empresarial, y no podemos exigir velocidades distintas. Muchas empresas ya están cumpliendo una parte de su pacto porque sólo tienen tres purísimas: la purísima fuerza, la purísima necesidad y la Purísima Concepción (algunos necesitan un milagro) ¿Y el resto? ¿Qué?


Para su consecución contaremos con el equipo de trabajo de la Cátedra Internacional de RSC de la UCAM que está integrado por profesores de las áreas de ADE, Derecho y Psicología de nuestra universidad, así como por profesionales de diversos ámbitos (medio ambiente, diplomacia corporativa, comunicación, igualdad, prevención de riesgos, educación y trabajo...). No podemos dejar de destacar la presencia de mi querida amiga Marta Isabel García Rivas -directora de RSC del Hospital de Molina y colaboradora de nuestra catedra- con quien compartiré esta ventana a la RSC.   


Una ventana que está abierta a todas las personas, empresas, organizaciones e instituciones a las que invitamos a participar en la construcción de un futuro sostenible y justo. Seamos generosos, seamos responsables, nos irá mejor en la vida.

 

@victormexeguer

 

Noticias relacionadas
Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
La participación en los comentarios de este medio implica la aceptación de las normas. Las opiniones mostradas son exclusivamente responsabilidad de los lectores y en ningún caso son reflejan la opinión de murciaeconomia.com
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
1 Comentario
Diego Yepes
Fecha: Lunes, 20 de febrero de 2017 a las 16:38
Estimado Víctor, aplaudo no solo los contenidos y referencias, intachables, incluso las opiniones expresadas -comedidas y sencillas, sino especialmente el fino toque de humor que, aun siendo tema peliagudo, le aligera y hace digestivo sin faltar a las verdades. Gracias.

MurciaEconomía.com.
MurciaEconomía.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress