Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
LÍDER.ES. LIDERAZGO RESPONSABLE

Raúl Colucho: “En la empresa no todo es cuanto más, mejor, sino cuanto mejor, más”

Consejero Delegado de Grupo Sureste - LídeR.ES es una iniciativa de MurciaEconomía.com y de la Cátedra Internacional de RSC de la UCAM

Lunes, 5 de junio de 2017 | Marta Isabel García Rivas

[Img #49477]“Cuando mi padre, que se había quedado en paro, con 40 años de edad, en plena crisis económica -la de principios de los 90- y tres hijos pequeños a cargo, dio el paso de crear Sureste Seguridad, que fue la primera de las empresas del grupo, recuerdo que una Navidad nos juntó a la familia y nos dijo que los Reyes Magos iban a tardar algo más en pasar por casa, porque antes tenían que ir a la de los trabajadores. Y, en efecto, fue así. Ahí aprendí una de las mejores y más bonitas enseñanzas de lo que significa la palabra responsabilidad”. Raúl lo recuerda con cariño. Con 13 años ya le tocó echar una mano en la empresa que acababa de crear su padre. Y más tarde, con 22 años, aquel joven de la BRIPAC, tuvo que dar un salto, esta vez sin paracaídas, y ponerse al frente de Sureste Seguridad.

 

En catorce años, Raúl Colucho, consejero delegado de Grupo Sureste, ha convertido una empresa pequeñita -una de las doscientas más pequeñas de España-, en un grupo empresarial que está entre las diez primeras compañías de seguridad privada en nuestro país, y la primera de carácter familiar y capital totalmente español. Raúl lo ha hecho siguiendo las enseñanzas de su padre: “Mi padre, que es el fundador de la empresa, nos ha educado en el esfuerzo, en la reinversión permanente de los beneficios, en pensar siempre en las personas y familias que tenemos a nuestro cargo, y en la ayuda a los demás en la medida de nuestras posibilidades”.

 

La Responsabilidad Social Corporativa siempre ha estado presente en este grupo empresarial, cuyo primer paso fue precisamente optar por una política de reinversión de beneficios, lo que les ha permitido consolidar su posición y crecer de manera sostenible. Esta política de reinversión de beneficios es una constante en la compañía, que además trabaja diferentes líneas estratégicas de RSC: política de formación y reciclaje profesional, excelencia desde la calidad, conciliación de la vida profesional y familiar –implantando la jornada flexible– y política de integración laboral. Actualmente, Grupo Sureste también está trabajando para su incorporación a la Red de Empresas Saludables, desde la defensa de la Declaración de Luxemburgo y, por tanto, de la promoción de la salud en el trabajo.

 

Fundación Colucho

La creación y puesta en marcha de la Fundación Colucho, en el año 2016, les ha permitido dar un salto cualitativo en materia de Responsabilidad Social Corporativa. En tan solo un año, la Fundación – a la que se destina el 3% de los beneficios anuales de Grupo Sureste – ha puesto en marcha el Programa “Integra”, con el que han formado e integrado plenamente en la plantilla del Grupo a 45 personas que tenían dificultades para acceder al mercado laboral por sufrir algún tipo de discapacidad; ha promovido programas de actuación en prevención de la violencia de género, en atención a personas mayores que viven solas, y en apoyo a organizaciones que, como en el caso de AFACMUR en la Región de Murcia, trabajan en el ámbito de la oncología infantil. “En materia de RSC, ha habido una evolución y ahora somos capaces de proponer y liderar iniciativas sociales y de evaluar el resultado de estas medidas. La gestión de la RSC se ha profesionalizado dentro de la empresa y eso es positivo”, asegura Raúl.

 

Pero no todo ha sido un camino de rosas. La implementación y el desarrollo de la Responsabilidad Social Corporativa en Grupo Sureste ha tenido también sus dificultades, más externas que internas, afirma Raúl: “La crisis económica conllevó un lógico y necesario esfuerzo de reducción de costes en las administraciones públicas, que se tradujo en que los concursos empezaron a salir a precio, sin mirar nada más. Para una empresa, como la nuestra, que optó por no reducir el salario a sus trabajadores, las posibilidades para competir en precio con las que sí lo hicieron eran menores. Aún así, nos mantuvimos firmes y creo que el tiempo nos ha dado la razón. Contamos con una plantilla motivada, que ha correspondido a este esfuerzo con el suyo propio, para ser una empresa cada vez mejor”. Y el horizonte se perfila, en opinión de Raúl Colucho, esperanzador: “Ahora, la Administración se ha dado cuenta de la importancia que tienen otros aspectos en las empresas, como la RSC, y no tardaremos en ver que la acreditación de la misma sea un requisito para la presentación de ofertas. Eso es una gran noticia”.

 

Raúl considera que, en general, las empresas murcianas son ejemplares en muchos aspectos. Su crecimiento, sus exportaciones,… son las que explican el desarrollo de la Región de Murcia. Una tierra solidaria que también se nota en las empresas y en los empresarios, dispuestos siempre a echar una mano donde sea necesario. Por eso, dice Raúl, que tal vez de manera natural, casi sin darse cuenta o sin darle importancia, las acciones que pueden ser características de una RSC planificada, son una constante en el empresariado murciano, aunque algunos no lo sepan.

 

Y a estas alturas, ya todos entienden que ningún proyecto puede prosperar si da la espalda a las personas, a la sociedad, a sus anhelos, demandas y necesidades: “Quien pretenda hacerlo lo que conseguirá es justo el efecto contrario, porque quedará aislado, tal vez no a corto, pero siempre a medio y largo plazo. No puede haber beneficio económico sin contribución al beneficio social”.

 

Y es que, entendiendo como entiende Raúl Colucho que la empresa es el resultado de un esfuerzo colectivo y de múltiples relaciones que, ante todo y por encima de todo son humanas, es fácil comprender que “la importancia de la RSC radica en que pone a las personas en el lugar que les corresponde, que es en el centro, no como simples medios o recursos productivos, sino como sujetos activos dentro de una sociedad preocupada por preservar y defender valores como la dignidad, la igualdad de oportunidades o el medio ambiente”.

 

Convicción, determinación, criterio, planificación, ejecución y evaluación de lo actuado para ejercer un liderazgo responsable. O dicho de otro modo, “creer en lo que uno hace, hacerlo y medir los resultados de lo emprendido, para seguir mejorando y compartirlo con los demás. Comunicando, siempre. Participando activamente en las organizaciones empresariales, como CROEM y AMEFMUR. Y utilizando espacios de encuentro de gran transversalidad - como los que genera la Cátedra Internacional de Responsabilidad Social Corporativa de la UCAM, de la mano de José Luis Mendoza y de Víctor Meseguer -, de los que nace continuamente nuevas oportunidades para desarrollar e implantar planes de RSC en el tejido empresarial murciano”.

 

Raúl cree firmemente en que la RSC se contagia, porque fundamentalmente es positiva y rentable: “Es la prueba de que en la  empresa, como en la vida, no todo es cuanto más, mejor, sino cuanto mejor, más”.

 

Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
La participación en los comentarios de este medio implica la aceptación de las normas. Las opiniones mostradas son exclusivamente responsabilidad de los lectores y en ningún caso son reflejan la opinión de murciaeconomia.com
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
MurciaEconomía.com.
MurciaEconomía.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress