Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
REPORTAJE

Cómo ahorrar el 80% en los costes de gestión de embalajes usados

En España existen empresas de reciclaje dispuestas a pagar por recoger tus residuos de plástico o cartón

Martes, 14 de noviembre de 2017 | Redacción

[Img #52095]

 

La gestión de residuos no es solo importante para cuidar el medioambiente y cumplir con las regulaciones nacionales y comunitarias. Para muchísimas empresas, se trata de un aspecto básico de gestión del día a día que requiere tiempo y recursos para que no interfiera con las labores de producción. Simplemente reduciendo el volumen de los mismos con una prensa se puede conseguir un ahorro de hasta el 80% ‒teniendo ya en cuenta el coste de la máquina‒ en la gestión de residuos como el cartón gracias a la reducción del tiempo de trabajo del personal manipulando los residuos, reduciendo la frecuencia de las necesidades de transporte de residuos y reduciendo el espacio ocupado en el almacén.


Además, la acumulación de residuos afecta a otros factores productivos en tanto en cuanto los residuos ocupan un espacio en el almacén que de estar libre podría utilizarse para almacenar productos o como mayores plazas de aparcamiento. También tiene repercusiones en aspectos como la seguridad y la prevención de riesgos.


Materiales en apariencia inofensivos como los cartones y plásticos de los embalajes, sin necesidad de hablar de otros residuos que requieran un tratamiento especial, son peligrosos porque no se doblan bien y tienen diversos salientes con los que tropezar, enganchar máquinas, ruedas de carros o, en el caso de los cartones, pueden incluso ocasionar cortes a la persona que los manipula.


El volumen que adquieren cuando se apilan es sorprendentemente alto debido a la dificultad a la hora de doblarlos. Tanto es así, que la mayoría de los ayuntamientos tiene algún tipo de protocolo especial para que los residuos comerciales no se mezclen con los de los ciudadanos. De la misma manera, el espacio ocupado lleva a las empresas a establecer un protocolo de eliminación de residuos que bien puede realizarse con una empresa externa especializada o con un trabajador de la propia empresa que los transporta a un lugar adecuado. Cabría pensar que todo eso, no hace sino añadir costes a la ya de por sí costosa y poco productiva acumulación de residuos: coste derivado de las horas de trabajo del personal que manipula los residuos, tasa de los ayuntamientos o tarifas de las empresas que se contratan para la gestión de este particular.


Evitar estos gastos no es fácil. La presencia de embalajes suele ser inevitable debido a las necesidades de los transportistas. Además, con el auge del comercio electrónico, el uso de transportes y mensajerías está en la cresta de la ola para casi cualquier tipo de negocio, incluso los más pequeños.


La buena noticia es que en muchos casos, las empresas pueden convertir los residuos en un ingreso.


Según Mil-tek, empresa especializada en prensas para residuos, cada vez hay más empresas que deciden dar un paso adelante y convertir este problema en una actividad que merezca la pena. En España, existen empresas de reciclaje dispuestas a pagar por recoger tus residuos de plástico o cartón, pero para ello es necesario ofrecérselos en un volumen suficiente. De esta forma, las empresas eliminan o compensan el gasto de la recogida de residuos e incluso consiguen sacar una rentabilidad. Los centros comerciales y resto de grandes superficies, ya se benefician de ello. Es de suponer que el pequeño comercio minorista también dé el paso en el futuro a través de las asociaciones de comerciantes, centros comerciales abiertos y otras instituciones de colaboración.


Por supuesto, las prensas de residuos tienen mucho que decir en la optimización de todo el proceso. Por ejemplo, el cartón puede contener hasta más de un 70% de aire. Comprimiéndolo se reduce considerablemente el volumen, consiguiendo la reducción en costes mencionada al principio de este artículo.  
 

 

Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
La participación en los comentarios de este medio implica la aceptación de las normas. Las opiniones mostradas son exclusivamente responsabilidad de los lectores y en ningún caso son reflejan la opinión de murciaeconomia.com
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
MurciaEconomía.com.
MurciaEconomía.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress